jueves, noviembre 05, 2009

Granjero Busca Esposa. Episodio 5. Comienza el roce (primera parte)



¡borracho! ¡amargao!

Eso dice Luján nada más comenzar el programa. Y el roce ya se sabe lo que trae…  Vayamos por granjas… En este post: los Vitis se calientan el lomo y Carlos y Natalia a tres bandas.


Empezó la cosa con procesión y acabó como el rosario de la aurora. Amaneció el día con las pretendientas procesionando al santo patrón. Bueno, dos de ellas, que las otras dos pasaron del tema, una (Josefina) porque prefiera cantar que cargar, y la otra, (Rumana) porque es ortodoxa y los santos católicos no quiere verlos ni en pintura. Están de romería en el pueblo y hasta la orquesta los saca a cantar en medio de la plaza. Jesús se pone a cuchichear con una de las suyas sobre Josefina, “esta busca lo que busca” dice él, y ella, “ha venido aquí a comer diez días gratis”. Hija mía… decir que es una muerta de hambre así de esa manera no me parece que sea muy estiloso. La del comentario es Yolanda, para situaros, la que tiene un look a la Krusty El Payaso. Es una pija remilgada que se ha quedado para vestir santos. Ya se le ha pasado el arroz, y como siga tan exquisita, morirá sola en casa y se la acabarán comiendo sus gatos. Josefina mientras, ajena, o no, a los comentarios, sigue como una moto, tratando de que se arranquen a bailar los vitis. El Pedro, como ella dice, se la quita de encima con muy malas maneras. Mira que es uraño el tío. Pero seguro que en una de estas que se la está quitando de encima la va a coger y la va a cubrir. Y de la fiesta del pueblo a la discoteca. Josefina dice “me sentía en la mejor discoteca del mundo” Discutible cuando menos. Ahora lo que no admite discusión es el baile de trompo de los hermanos. Mueven el culo hacía arriba y abajo como si fueran bebés con un pañal  y acompañan este movimiento con un ligero ídem descompasado de la mano en la que no tienen el cubata. Porque esa es otra. Se están poniendo cieguísimos. Al día siguiente Pedro hace una escapada romántica con sus chicas a echarle de comer a las ovejas. La rumana que se esperaba un picnic manifiesta gran desilusión. Hasta que conoce a un hermoso cordero que le lame el moflete. “¡Qué bonito! ¡qué cariñoso!” dice ella, “No se hable más, esta noche nos lo comemos” dice Pedro. Jesús lleva a las suyas (Krusty El Payaso y Esperanza Aguirre) a agarrar gallinas. “Yolanda con la broma me ha tirado la gallina al pecho. Yo no sé con qué intención habrá sido”. Él ve aquí una señal inequívoca de amor. Así que se le arrima. Ella lo ve venir y trata tan educada como penosamente de quitárselo de encima “eres un cielo”, “cualquier mujer querría estar contigo”, “yo no estoy preparada para una relación ahora”... Y Jesús “Yolanda me está toreando un poco y lo mismo me canso” Pobrecito, está hecho un lío, primero le tira la gallina al pecho y ahora no quiere nada con él… Pero es listo como el hambre, y ve más allá de donde ve cualquiera, claramente este es un jueguecillo sexual, y lo que está pidiendo esta mujer a gritos es una declaración pública de amor, ramo de flores mediante. Ella en contra de lo que él esperaba, no se le desmaya en los brazos. Recoge el ramo, da las gracias y mira para otro lado. Resultado: gemelo humillado.  Pedro lo siente como si fuera cosa suya, así que se emborracha para ahogar las penas de Jesús. Cosas de gemelos. Pero claro, empieza a calentársele la boca, y el otro que está con los cuernos retorcidos después del bochorno público, le dice “te voy a meter esto en la cabeza como no te calles” (blandiendo el tenedor y poniéndose a comer lechuga como un loco), y Pedro “Anda a tomar por culo, ¡cabrón!, ¡gilipollas!” y se levanta. Y uno “¡amargado!” y el otro “¡borracho!” Y Jesús sale detrás de él, y se enganchan, pero bien. Puñetazos, revolcones,… esto parece el wild west… doy gracias a Dios de que no esté la escopeta por allí…
Y con Carlos y Natalia, pues nada, al final del programa se confirmó lo que ya se dejó caer en el episodio anterior. Algo pasó en Trujillo. El cachas y la cartucheras, porque hay que ver los muslos que tiene esta mujer, vivieron un idilio en la finca de Extremadura. A mi no me pegan ni con cola. Y me jugaría algo a que es un invento del programa para darle un poco de emoción. Porque falta le hace a esta gente. Si no fuera por las apariciones estelares de su madre en plan abuela salida, la granja de la muchacha no tendría el más mínimo interés. Como digo tiene unos muslos desproporcionados y un culo exagerado para una liliputiense.. El piercing creo que le hace daño en la nariz y tiene todo el rato un gesto como de estar oliendo excrementos. Echa el día con sus pretendientes dibujando corazones en la playa. El argentino se ve en su terreno y no deja de decir cosas de argentinos “tú necesitas a alguien que te cuide, que te ame, que te entienda, que te quiera…” mientras pone cara de chuflas. Te odio tronco. Eres lo peor. Ahora, a la madre la tiene ganada “debería ser modelo en vez de granjero… lo miras a los ojos y ves que aflora su mundo interior…” Me da un poco de pena la mujer. El otro chaval tiene mis respetos. Parece legal.
En la granja de Carlos, este ya definitivamente le ha cogido tirria a Dafne. “Quién diría que tengo 20 años y estoy cocinando como una mujer” dice ella mientras le prepara una pechuga a la plancha a su hombre perfecto. Eso sí, en vez de comer en una mesa, tienen que comer sentados en el suelo, con velas y eso. Él se ve que no está cómodo, ni con la postura ni con el tono de voz de la muchacha, que trata de ser todo lo sensual que sabe “habla conmigo tan suave que por momentos me siento incómodo” Como para no sentirse. Esta muchacha está fatal. Al día siguiente se mete en la fuente del pueblo como si fuera una versión cutre de Anita Ekberg en La Dolce Vita. Los motrileños lo flipan.  Sin embargo con Idaira todo parece fluir mucho mejor… La cuestión es: ¿será una coña lo del lío inter-granjas?
Definitivamente me quedan muy largos estos comentarios de GBE… se me hace muy tarde otra vez y toca madrugar… pero bueno, al menos me he liquidado a la mitad… mañana cae el resto. De los tres que me quedan, dos mojan, o como decían alguien en los comentarios, “tocan pelo”. El otro, el pobrecito mío lo tiene difícil… Personaje a destacar de lo que está por venir: el abuelo de Alberto. Enorme.


7 comentarios:

HANOIENATOR dijo...

y buenoooo... ya decían por ahí, que si lo bueno y lo malo lo multiplicas por dos, sale ...lo que salió...jajja. Decir simplemente que nosotras las granjeras intentamos "adivinar" los motivos para tal afrenta...pero sin intención de entrar en grandes profundidades, porque es sencillamente imposible. Sólo decir que en el pueblo ya están acostumbrados a escenas como ésa: se insultan, se pegan, y a los dos minutos están como si nada. En fin, son hermanos, hermanos del alma, nacieron pegaos y el mismo día.
Vosotros,los que no os perdeis ningún capítulo de este rosario podeis ir comprobando que; así como habemos algunas mujeres con hijos y madres de "otras relaciones", así hay hombres que... "tienen lo suyo".....¡qué le va ud. a hacer!(Ya más adelante veréis por qué os digo ésto)
Yo no obstante tengo que decir que pese a esta escenita los Vitis no dejan de ser unos chicos estupendos, sí: estupendamente espontáneos, currantes y en fin, chicos de su pueblo. Hay muchos podridos de ciudad que van dizque de legales por la vida, haciendo "gala de su exquisitura"; disfrutando de su doble moral y todos le tienen por dignas personas. Lo que se vió de Los Vitis es lo que hay, aunque conocí poco de ellos, puedo decir que al menos no eran personas falsas, sólo "espontáneos".
Comentarles que nos dijeron que "éso" no lo iban a sacar al aire. Y ya veis, es que da "share" y morbo (vamos, que mola). Ya acabada la cena, y los hermnaos cada uno por su lado, mi Pedro se quedó en la acera de pié, con una cara como diciendo: "la he cagao"...de verdad me dió sentimiento por él, y me acerqué , le abracé y lo besé en la mejilla, y le dije que no más por hoy y que se acostara. Éso no lo pasan en la tele, no vale la pena.

Tiago Cotes dijo...

josefina. entrañable lo que cuentas aquí. está claro que estos dos están hartos de hostiarse y de seguir tan panchos. los vitis son lo más. porque son de verdad, y no hablan como mi pobre Santi, que parece un robot cada vez que se acerca una cámara...

Anónimo dijo...

Estoy enganchada al blog más que a la tele.

Además de una recompensa de al menos seis cifras por los comentarios del Aprendiz, te mereces toda la cabaña ovina, caprina y bovina nacional.

Sobre todo, no dejes de ver los programas.

Espero con ansia el capítulo dedicado al abuelo de Alberto. Me declaro fan suya incondicional.

Sardina.

Anónimo dijo...

Agradeciéndote de antemano lo mucho que me río con la forma que tienes de comentar tanto sobre los granjeros como sobre los aspirantes a productos de alto coste y nula calidad, tengo que decir que lo del granaíno y la botijo es muy fuerte. Menuda falta de respeto a las 4 personas que tuvieron en la granja cuando ellos por detrás tenían algo ya. Los tienen allí echando las liendrecillas luchando por su amor ( excepto Idaira, que se la rempantinfla todo bastante, afortuada ella ), mientras ellos se mandan mensajitos desesperados por cerciorarse de que su calentón trujillano ( o como se diga ) sigue intacto.

Lo de los Vitis es un poco de vergüenza ajena. Y hablo de cada uno de esos momentos en los que les da por moverse al son de la música. Indescriptible. Y adictivo.

Anónimo dijo...

Me ha encantado el comentario de que el pircin le hace daño, ahí te he identificado, sí , he dicho ,este es mi tiago y sus comentarios constantes.
La verdad, he de decir ,que el blog está muy bien, y que tiene gracia, pero mínima con tus intervenciones diarias, haces que los dias sean cortos y divertidos, si la espera no es larga.


carmen.

Tiago Cotes dijo...

in it for the sheeps!
best new comentarista: sardina!

Anónimo dijo...

¿Hay premio? xD

Propongo una estancia con los Vitis. O mejor con sus ovejas, que son más cariñosas.

Saludos y gracias otra vez por tus comentarios televisivos. Que no se te acabe el salero ni por la hipertensión.

Sardina.

Related Posts with Thumbnails